Archivo de la etiqueta: caja

Concierto y actividades lúdicas para grandes y pequeños en solidaridad con la huelga de FCC Parques y jardines

Como sabéis, los trabajadores de parques y jardines llevan ya 16 dias de huelga. Desde la Comisión de Movimiento obrero del 15M, con el apoyo de otras organizaciones, hemos convocado el SÁBADO 1 DE OCTUBRE EN EL PARQUE BRUIL una jornada solidaria para aportar todo lo que podamos a la caja de resistencia de los compañeros en lucha.

Es muy importante que la caja de resistencia sea lo mas nutrida posible porque la empresa tiene una politica de desgaste para acabar con la huelga y, si sabe que el factor economico no es un problema para que los trabajadores sigan la huelga, es otro factor para que dé su brazo a torcer.

Además de hacer una gran actividad solidaria con ellos, se trata como veis en los carteles de una jornada por la mañana de juegos infantiles para los niños, un vermout solidario, una comida popular y un concierto-mitin por la noche.

Insistimos en que es muy importante no solo que vayamos, sino que lo difundamos lo máximo posible, entre todos nuestros contactos, listas, amigos, etc…

Comunicado en blanco y negro para imprimir en DINA4 amarillo

Carteles en blanco y negro para imprimir en DINA4 amarillo

La Caixa, algo más que una caja

La Caixa es actualmente la primera caja de ahorros de España y la tercera entidad financiera del país, sólo por debajo de los bancos Santander y BBVA. Esto sitúa a La Caixa en una posición privilegiada en el panorama político-económico de nuestro país, alejada de la imagen inocente y cercana que pretende transmitir a través de sus campañas publicitarias basadas en la Obra Social. Con un volumen de negocio bancario de 439.207 millones de euros y más de 5.000 oficinas repartidas por todo el territorio nacional, las remuneraciones de sus directivos sumaron más de 25 millones de euros el pasado año.

En 2004 La Caixa firmó un pacto con el PSC por el que le perdonó una deuda de 6,5 millones de euros, así como la renegociación del resto del préstamo a un interés muy inferior. Lo mismo ocurrió con 2,7 millones de ERC en concepto de intereses, todo ello en un momento en el que ambos partidos ocupaban la Generalitat. En un sistema basado en la búsqueda del interés personal, es más que cuestionable la cabida de acciones altruistas. Actualmente una larga lista de partidos políticos, entre los que se encuentran los principales, mantienen créditos con la entidad catalana.

No menos reseñable es la presencia de la caja catalana en el mundo empresarial. La Caixa posee una importante participación accionarial en algunas de las principales empresas nacionales, con las que comparte alta directiva. Así entre los tres vicepresidentes de La Caixa nos podemos encontrar a los presidentes de Gas Natural Fenosa, Miquel y Costas & Miquel (empresa dedicada principalmente a la fabricación de papel de fumar, posicionada como una de las empresas líderes a nivel mundial) y el grupo de comunicaciones Godó; y aglutinadas en la figura de Isidro Fainé, presidente de La Caixa, tres vicepresidencias, en  Telefónica, Abertis y Repsol.

La Caixa es la primera accionista de Abertis, empresa que gestiona el 59% del total de las vías de peaje españolas. La Caixa, largamente recuperada su inversión inicial (multiplicada ya por 11), continua lucrándose del cobro de peajes en nuestras autopistas.

Posee el segundo mayor paquete accionarial de Telefónica que, como todos ya sabemos, con un beneficio neto de 10.000 millones de euros en 2010 (30% más que el año anterior) ha anunciado el despido de 6.000 trabajadores (20% de su plantilla en España).

La Caixa participa asimismo en empresas con un amplio historial de denuncias en América Latina como Gas Natural Fenosa (37%, acusada de violaciones masivas de derechos humanos en Guatemala, Colombia, México y Nicaragua), Repsol YPF (13%, destrucción de la biodiversidad en Perú, impacto sobre comunidades indígenas en Argentina, …) y Agbar (24%, denunciada por sobreexplotación de acuíferos, mal servicio y subida de tarifas desproporcionada en México).

La Caixa está también presente en la industria armamentística a través de Abertis y Gas Natural en las empresas Hispasat, Hisdesat e Ibérica del Espacio, además de haber facilitado financiación a Instalaza, que desde Zaragoza manufactura una amplia gama de productos “para ofrecer soluciones eficaces a la Infantería”, destacando de ellos “resultados muy satisfactorios y con un máximo nivel de operatividad y eficacia”.

Como podemos ver poco tiene que ver la realidad con la declaración de intenciones que hace desde su “Código de valores éticos y principios de actuación de La Caixa” en el que señala que debe promover que sus empresas participadas se rijan por patrones de conducta y valores análogos a los establecidos en dicho Código, entre los que se encuentran “las más altas exigencias jurídicas y éticas”, “el respeto por las personas”, “el respeto por las culturas” o el compromiso a “cooperar en el logro de un mundo sostenible social medioambiental y económicamente”.

La Caixa fue partícipe también de la rapiña del Iraq posterior a la guerra que llevaron a cabo las empresas de los países aliados, formando parte en 2003 del Trade Bank of Irak un consorcio de 13 entidades financieras (sólo una no perteneciente a los países de la Coalición) encabezadas por JP Morgan Chase encargado de gestionar y avalar las operaciones de exportación de petróleo como los negocios de reconstrucción, en sustitución del programa “Petróleo por Alimentos” de las Naciones Unidas. Su papel en este consorcio era según la propia caja “facilitar iniciativas de empresas españolas que, en un futuro, estén interesadas en participar en la reconstrucción de Irak”. Un día después de que el Gobierno ordenara el regreso de las tropas, La Caixa anunció su particular retirada, una vez sacada a la luz su participación en tal empresa y puestas en cuestión sus intenciones solidarias.

Esta es la doble cara de La Caixa, una entidad que basa su imagen corporativa en el compromiso social y se jacta de ser la empresa más responsable de España.